Disminuyen las denuncias por violencia de género en la Comunidad de Madrid

0

Un total de 5.928 mujeres aparecen como víctimas en las 6.208 denuncias presentadas en los órganos judiciales durante el segundo trimestre de 2019, según los datos proporcionados por el Servicio de Estadística del CGPJ.

Desde el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) han destacado el descenso tanto en el número de denuncias como en el de mujeres víctimas, en ambos supuestos superior al siete por ciento.

Las denuncias presentadas suponen una disminución del 7,3 por ciento con respecto a las que se presentaron en los órganos judiciales en el mismo trimestre del año anterior, que fueron 6.698. Asimismo disminuyó en un 7,4 por ciento el número de mujeres víctimas de violencia de género, ya que en el segundo trimestre de 2018 fue de 6.400.

En el segundo trimestre de 2019, de las víctimas, 3.235 eran españolas (un 54,5 por ciento) y 2.693 extranjeras (un 45,5 por ciento).

En cuanto a la ratio de mujeres víctimas de violencia de género por cada 10.000 mujeres, destacan por encima de la media nacional, que fue de 16,2, las comunidades de Canarias, con una ratio de 22,6; Baleares, con 21,9 y la Comunidad Valenciana, con una tasa del 21,5. Mientras que la más baja se dio en Aragón, con 9,8; Castilla y León, con 10,1;  Galicia, con 11 y Extremadura, con 11,7. Madrid se encuentra próxima a la media.

Condenas

En este segundo trimestre del año, los órganos judiciales madrileños dictaron un total de 1.541 sentencias penales en el ámbito de la violencia de género, de las que el 59,79 por ciento (922) fueron condenatorias, lo que supone un incremento de 0,6 puntos respecto a las condenatorias dictadas en el mismo trimestre de 2018, que representaron un 59,1 por ciento del total.

El mayor porcentaje de condenas se produjo en la Audiencia Provincial (68,8 por ciento) y en los juzgados de violencia sobre la mujer (69,5 por ciento). Casi un 58 por ciento de las sentencias dictadas por los juzgados de lo penal también fueron condenatorias.

Casi un 74 por ciento de las denuncias fueron presentadas por la propia víctima, directamente en el juzgado o a través de los correspondientes atestados policiales. Las presentadas por intervención directa de la Policía se sitúan en el 17 por ciento de los casos y las originarias de familiares directamente son 98.

Asimismo, algo más de un ocho por ciento de las denuncias registradas en los órganos judiciales obedecieron a partes de lesiones remitidos por los servicios sanitarios y un 0,8 por ciento a denuncias presentadas por servicios asistenciales y terceras personas.

Dispensa para no declarar 

En 698 casos, la víctima se acogió a la dispensa legal a la obligación de declarar como testigo, prevista en el artículo 416 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, lo que supone un 11,7 por ciento del número de mujeres víctimas, cifra sensiblemente inferior al mismo trimestre del año anterior, que fue de un 15,1 por ciento. En 373, eran españolas y en 325, eran extranjeras.

Ordenes de protección acordadas 

Durante el segundo trimestre del año se solicitaron 1.682 órdenes de protección en los órganos judiciales, descendiendo así la cifra de 1.729 solicitadas en el mismo periodo de tiempo del año anterior.

De ellas, un total de 1.522 órdenes (que incluyen también las medidas de protección y seguridad de las víctimas) fueron solicitadas en los juzgados de violencia sobre la mujer, lo que supone un importante incremento del 6,28 por ciento respecto al segundo trimestre de 2018, en que se solicitaron 1.432.

Los juzgados de violencia sobre la mujer concedieron un 64,5 por ciento de las órdenes de protección solicitadas (962 adoptadas frente a 1.522 solicitadas), previstas en los artículos 544 ter y 544 bis de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, lo que supone un incremento de casi diez puntos  respecto del segundo trimestre de 2018, en que se concedió el 54 por ciento de las órdenes de protección solicitadas.

De las órdenes de protección solicitadas en los juzgados de violencia sobre la mujer y en los juzgados de guardia, 894 (un 58,7 %) correspondieron a mujeres españolas y 771, a extranjeras. Diecisiete órdenes de protección son de mujeres menores de edad, un 1,1 % del total.

Medidas judiciales civiles de protección

Los órganos judiciales adoptaron igualmente en el segundo trimestre del año, y derivadas de las órdenes de protección y de otras medidas cautelares, un total de 565 medidas civiles de protección de mujeres y/o menores víctimas de la violencia de género.

Destacan el número de medidas de atribución de la vivienda (187) y de prestación de alimentos (216). En 25 casos, se ha procedido judicialmente a la suspensión de la guarda y custodia y en 22 casos a la suspensión del régimen de visitas. Se ha suspendido la patria potestad en cuatro casos.

En cuanto a medidas penales de protección se acordaron 1.961, de las que destacan la orden de alejamiento, adoptada en 830 casos y la prohibición de comunicación, acordada en 744 ocasiones. Se adoptaron asimismo 29 medidas privativas de libertad.

La presidenta del Observatorio, Ángeles Carmona, valora de manera muy positiva. «En primer término, el incremento de las órdenes de protección, tanto las solicitadas como las concedidas, refleja una tendencia al alza que habla, por una lado, de concienciación de las víctimas y familiares y por otro lado, de mayor sensibilidad en la respuesta institucional frente a la violencia de género«. 

También ha destacado «la consolidación de la tendencia de incremento de la cifra de condenas a maltratadores, tras el aumento interanual de casi un punto y medio porcentual. No hay impunidad posible». 

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here